• Noviembre

    22

    2018
  • 396
  • 0
Presentamos la que será la primera casa Passivhaus de Sant Cugat del Vallès

Presentamos la que será la primera casa Passivhaus de Sant Cugat del Vallès

Con esta entrada queremos presentaros un proyecto que para nosotros es muy especial y nos hace mucha ilusión.

Se trata de una casa unifamiliar que construiremos en Sant Cugat del Vallès y será la primera vivienda certificado Passivhaus del municipio del Vallés occidental.

En la espalda llevamos construidas muchas casas de alta eficiencia, tipo pasivas, biopasivas o certificadas bajo el estándar Passivhaus, el más exigente en cuanto a confort y eficiencia energética. De hecho esta será la tercera casa certificada Passivhaus que construimos en Cataluña, pero aparte de este orgullo, este proyecto nos hace mucha ilusión porque lo construimos en el municipio que nos ha visto crecer.

Pero dejadnos que os contemos un poco cómo fue la cosa. Un día vinieron a informarse en nuestras oficinas una pareja que estaban en el proceso de construirse su casa, ya tenían el terreno y ahora estaban buscando alguien que los construyera su casa. Llegaron a nuestras oficinas por boca a boca, ya que alguien les recomendó que nos vinieran a conocer. Como todos los proyectos, poco a poco fuimos descubriendo cuál era su idea, concretando sus necesidades y prioridades y ellos poco a poco fueron descubriendo nuestro producto y nuestra manera de trabajar, hasta el punto que cuando los explicamos en qué consistía el Passivhaus, quedaron convencidos de que su casa cumpliría con los estándares de esta certificación. A partir de este momento nos pusimos a trabajar con el despacho de arquitectos Energiehaus, referentes del diseño y certificación Passivhaus. Al finalizar el diseño arquitectónico, adaptando las necesidades de los clientes y a las propuestas arquitectónicas de los arquitectos, se obtuvo un proyecto que según Energiehaus lo describe así: “el edificio se sitúa en la parcela dejando el máximo de espacio exterior a la zona sur donde se ubicarán el jardín y la piscina. Se aprovecha el desnivel existente en la zona oeste para situar la rampa de acceso al garaje. La fachada principal orientada hacia el sur se proyecta con grandes aberturas para aprovechar las ganancias térmicas durante invierno y se protegen mediante una pérgola y lamas de madera para evitar la captación en verano “. (Puedes leer el post entero en su blog).

Como todos los proyectos, este no estuvo exento de sorpresas, pero así como a menudo los imprevistos son fácilmente superables, en este caso, sin entrar en detalles, podemos decir que en la fase previa a la construcción (permisos y cimentación) los imprevistos han retrasado de forma desmedida el inicio de las obras. Finalmente han sido resueltos y hemos podido iniciar las obras. A finales de octubre de 2018 entrábamos a levantar la que será la primera casa pasiva certificada Passivhaus de Sant Cugat del Vallès y lo hacíamos colocando los aislamientos de membranas expansivas y haciendo la nivelación inicial. De esta manera se asegura que la estructura queda totalmente aislada y estanca del suelo de hormigón al colocar unas membranas protectoras que son autoexpansiva y sellan el exterior del interior por la parte más baja. Una vez colocadas las membranas en todo el perímetro, el siguiente paso ha sido dejar a nivel todo el perímetro de la casa, salvando las pequeñas irregularidades de la cimentación. Una vez finalizado este proceso, ya podremos empezar a hacer crecer la estructura de entramado ligero con la que vamos a construir la primera casa pasiva certificada Passivhaus de Sant Cugat del Vallès.

© Copyright 2015 Papik Cases Passives Creat per Aprop Produccions // Avís Legal // Política de privacitat// Política de Cookies